Skip to content Skip to footer

En busca del «barón del gin»

El gin galés James Deakin desafía a los amantes de la coctelería a preparar un trago a base de gin y competir para obtener sabrosos premios

Los bartenders y aficionados a la coctelería están de parabienes: el prestigioso gin galés James Deakin está realizando, a través de su Brand ambassador en Mendoza (Pablo Freire) el concurso «El barón del gin», en el que los amantes de los preparados competirán para convencer a un jurado local de que su trago es el mejor de los presentados.

Los que se animen al desafío deberán presentar, hasta el 26 de marzo, «un cóctel a base de gin y subir una foto a las redes sociales de la marca explicándolo “como solo un barón del gin puede hacerlo”», explica Pablo Pato Freire.

Entre los que suban su cóctel a las redes se elegirán luego 10 finalistas, que competirán con la preparación en vivo de su trago frente a un jurado. Los ganadores del concurso «El barón del gin» se llevarán importantes premios y tendrán posibilidad de inmortalizar su creación, al ser incluidos en la edición de un libro sobre James Deakin.

James Deakin es un gin premium que se elabora en Mendoza. Las materias primas utilizada en la elaboración del James Deakin son únicas y de primerísima calidad: botánicos provenientes del Oriente y el uso de cítricos de alta calidad hacen de James Deakin un gin con prestigio mundial.

El origen de este gin se remonta a 1893, en la antigua Gales. Allí James Deakin tuvo la idea de elaborar un gin distinguido con cítricos y botánicos muy particulares, que pudiera competir con los afianzados gines ingleses.

Varios años después la receta de este espirituoso fue conferida a su nieto, Simón Venghi Deakin, quien decidió revivir la pasión de su abuelo destilando el gin en la Argentina, y manteniendo las mismas propiedades y calidad que hicieron de James Deakin un gin unico.

El concurso «El barón del gin» comienza en Mendoza, y luego se replicará en Córdoba, Rosario, Puerto Madrin, Ushuaia, para concluir con una gran final en Buenos Aires.

Facebook
Twitter
LinkedIn
En busca del «barón del gin» - Inmendoza